lunes, 2 de julio de 2007

Novillada de Partido de Resina en Madrid

Partido de Resina 2
Aunque a la hora del paseíllo lucía un sol esplendoroso, ayer empezaron las nocturnas de Las Ventas. Se lidió un encierro de Partido de Resina, que me imagino que fue lo que llevó a la plaza a los pocos aficionados que se escondían entre la muchedumbre de turistas que se sentó en los tendidos.

Por lo visto en esta novillada, las noticias que llegan y los recuerdos de sus últimas presencias en Las Ventas, mucho me temo que esta ganadería tan carismática está contra las cuerdas.

A Manolo Molés le pareció que lo de ayer supuso “un paso adelante”. Si no habla de avance en mansedumbre y descaste no entiendo de qué está hablando. Antoñete y Moncholi coincidieron. Me asombra. De los seis, cinco buscaron con descaro la salida y ninguno tuvo el menor poder y apenas alguna agresividad, algo que indicara un atisbo de casta. Tal vez el sexto pudiera haber sido, pero Antonio Soriano, joven promesa del toreo de 34 años, lo lidió pegadito a las tablas y nos quedamos sin verlo. De todos modos, mucho tendría que haber mejorado en los medios para considerar su comportamiento como el “pasito adelante” que quiso ver Molés.

En el mismo programa se aprovechó para soltarle otro hachazo a las ganaderías “toristas” y su juego en la pasada feria de San Isidro. Se dijo de ellas que andaban mal. Lo que de verdad anda mal es la memoria de quienes se empeñan en criticar continuamente a las ganaderías serias, olvidándose del ridículo estrepitoso de la mayoría de las “de garantías”. ¿Acaso no se acuerda nadie del petardo del cartel del siglo (Juli/Castella/Talavante) gracias a una ganadería de garantías? La lista de fracasos de estos hierros ya la puse más abajo y es mucho más larga que la de las “toristas” (¿Cómo se llaman las que no son “toristas”?).

Volviendo a los extintos pablorromeros. Al cuarto, la verdad, no le vi por ningún lado los rasgos típicos de esta ganadería. Ni uno. Pongo la foto y espero que algún aficionado con unos minutos que perder me saque de mi ignorancia y me cuente dónde se ve que ese novillo es de Pablo Romero, una de las ganaderías con los rasgos más claramente diferenciados de la cabaña brava.
Partido de Resina

Nota de última hora: En la asamblea de contertulios de la COPE también han dicho que se apreciaba una mejoría, que los novillos se “dejaban”, que teniendo en cuenta de lo que veníamos no estaba mal. Igual yo soy muy pesimista, pero teniendo en cuenta que en estos tiempos las novilladas se mueven mucho más que las corridas, que hayan seguido mansamente las muletas no me parece un gran avance. O igual es que no tengo ni idea, que también es muy posible.

2 comentarios:

lupimon dijo...

Manon, si han dicho en la Cope que se notaba una mejoría, ya somos dos,¡yo tampoco tengo ni idea!
Por ciert, ¿quienes eran los contertulios? pues tengo entendido que a esas tertulias iban aficionados ¿no?

bastonito dijo...

Yo no ví la novillada por motivos familiares que me sacaron de Madrid, ni escuché la COPE. Pero si en la COPE y en otros lugares dijeron que se notaba una mejoría porque los novillos "se dejaban" es como para lamentarse muy mucho del nivel al que han descendido los informadores taurinos. ¡Qué pena!