miércoles, 18 de mayo de 2011

Un día va a pasar algo en una Puerta Grande

Ayer yo vi:
  • A la Policía Municipal arremetiendo como mulas contra el público. Entre el público había, como es natural, de todo: niños, mujeres, gente en excelente forma física y otros que no aguantaban un soplido
  • A la Policía Municipal arremetiendo como bestias contra los fotógrafos que, por lo visto, somos unos maleantes.
A consecuencia de esto, al menos:
  • Un fotógrafo (maleante, ya sabemos) sangrando con una herida en un ojo.
  • Una señora de avanzada edad por los suelos.
  • Numerosas broncas entre fotógrafos y policías.
  • Más broncas entre público y policía.
Según me han contado:
  • Algunos policías se quedaron con la "matrícula" de algunos fotógrafos que, por supuesto, hicieron lo propio con los policías.
  • ¡Los policías fueron a quejarse de nuestra actitud (maleantes) al delegado de la autoridad. De coña.
Esto es así todas las veces y un día pasará algo de verdad. Desde que el mundo es mundo, más o menos, en una salida por la Puerta Grande hay:
  • Un señor, torero, objeto de toda la atención.
  • Un público que quiere jalearlo y tocarlo sin la menor intención de cometer un crimen. 
  • Unos fotógrafos cuya obligación es inmortalizar el momento por la alegría y la gloria de la Puerta Grande, nunca por la tragedia sobrevenida de una muerte por aplastamiento o similar.
Bueno, pues siendo igual desde el principio de los tiempos todavía no se ha encontrado una solución para que esas tres figuras consigan sus objetivos sin que tengamos siempre la sensación inminente de que algo malo va a pasar.

Trata de explicarle esto a un policía. Se te encara, saca pecho, vienen otros tres ya encarados y con el pecho fuera y todavía te amenazan con denunciarte. Trata de razonar. Im-po-si-ble. Diles: "Todo el peligro que hay aquí lo creáis vosotros". La has "liao". Francamente, ellos son los profesionales de estos jaleos y no entiendo que pierdan los nervios de esta manera. La prepotencia y la chulería, las entiendo menos todavía.

Yo soy un tío más o menos grande, peso lo mío y estoy en una condición física decente ¡y encima me gusta hacer la Puerta Grande! No quiero imaginarme lo que es esto para gente como Muriel, Juan Miguel, Durán, Domingo, Constante o Paloma. Ah, para. Paloma, gran aficionada, que me consta que se alegra de los triunfos de los toreros, me lo dijo antes de salir: "Esto es lo que más odio de todo". No cuadra.

¿Cuántas fotos habéis visto de la Puerta Grande de Talavante? Pocas, ¿verdad? Normal, esto no es forma de trabajar.

La AITAM ha sacado una nota al respecto. Yo creo que si no se hace algo habría que plantarse, aunque sospecho que ni todos seguiríamos el plante ni serviría para nada.

13 comentarios:

Jose A. Sencianes dijo...

hola Juan, ayer te vi por el plus metido enmedio de todo el jaleo y estuve mas pendiente de la trifulca de la policía que de Talavante, algo demencial tratándose de una fiesta y no de una manifestación violenta. Sin ninguna duda la policía se comportó de forma violenta, cogiendo del cuello a varios aficionados que lo único que querían era tocar al ídolo. Por culpa de su actitud estuvieron a punto de tirarlo al suelo... en fin, lamentable. Desde aquí todo mi apoyo. UN abrazo

Josephine dijo...

Que de razon tienes, Juan. Es un escandalo absoluto.. Y si, algun dia va a pasar algo.. :(

Menos chuleria yy mas deberes, señores policias municipales. ( Que son los mismos que bajaban ayer la calle Fuencarral en su parte peatonal en coche a 50 por hora...

Anónimo dijo...

Tengo la sensación de que habría menos problema sin ellos. Ten cuidao, te queremos entero.
Bs
Susa

Olmedo dijo...

Buenos diás Juan. Yo también pude verte en C+ y me pareció demencial todo lo que ocurrió. La actitud de la policía fué de impresentable para arriba. Más que evitar estuvieron a punto de montar una de órdago. Yo no recuerdo ver un follón parecido. Y ya lo que me parece de asco es que se tenga esa actitud con los fotógrafos. En fín, cuídate que esta tarde puedes verte en las mismas.
Un abrazo,

Jesus dijo...

Juan, yo ví con vergüenza como la policía cargaba y se ensañaba con todos los que estabáis allí.
Ví a un policía nacional entrando con los dos puños sobre una persona que lo único que hacía era aplaudir al lado de Talavante...no sé que tipo de maniobra de pasillo es esa.
También se vió claramente como un policía municipal dejó de trabajar y se puso como misión en ese momento ponerse delante de ti para zarandearte y procurar que te metieras la ostia padre.

Me encantan las puertas grandes, soy un mitománo que cree que estoy presenciando un gran momento de gloria, y después acabo con la sensación de que era una situación muy peligrosa existe alto riesgo de acabar con daños irreparables.

Mientras te aguanten los huesos te animo a que sigas intentandolo, me encantan las fotos de esa locura, y hechas desde un andamio no son lo mismo.

Me uno a cualquier acto o queja que se genere para que los responsables de estas barbaries lo paren y nos dejen disfrutar y a vosotros trabajar.

Anónimo dijo...

¿Y no será un contubernio entre la policía municipal-balañá-lloret carmona-Tauropresssssssss?

Anónimo dijo...

Las imágenes de ayer, no retrotraen a unos tiempos duros de los que sólo debe quedar eso: imágenes. Fue violento para nosotros, que en la lejanía, necesitamos de tu trabajo y el de tus compañeros para seguir disfrutando de la Fiesta, que es liturgía, y un triunfo también forma parte de este rito.
Hay cosas que no van incluìdas en el sueldo...de ninguna manera!.
Nuestro apoyo y solidaridad, como aficionados y demandantes del trabajo bien hecho. Gloria (y familia).Murcia.

Anónimo dijo...

Siempre tenemos por costumbre criticar a los demás sin pararnos a pensar por desconocimiento de las dificultades que entrañan diversas situaciones.Cualquier tipo de gremio en un momento dado ha podido hacer mejor o peor su trabajo(médicos, fotógrafos, policías, etc, etc,)y no por eso se tiene que tender a generalizar sobre toda la policía que realizan una labor encomiable, siendo costumbre generalizada acordarnos de ella solo cuando la necesitimos. En situaciones como la de ayer si no se mantiene un cierto espacio y margen de seguridad para que el torero avance la situación puede llegar a desembocar en aplastamientos y daños personales generalizados, debido a la multitud de personas que intentan acercarse al torero. Todo eso contando simplemente con unos pocos policías, ya que si hubieran puesto una vallas todo habría sido mucho más facil y organizado. Sería absurdo pensar que los policías disfrutan pegando o empujando a las personas (seamos serios)y lo único que han tratado de hacer es evitar daños colaterales mayores. Por favor no seamos injustos siempre con los mismo, que en este país la culpa de todo la tiene la policía y es muy fácil echar balones fuera y no asumir nunca nuestra responsabilidad.

manon dijo...

Señor anónimo,

He hecho unas pocas docenas de salidas a hombros en mi vida. Algunas colosales como las de José Tomás o Esplá. NUNCA la policía se había portado así. Nunca había visto los modos que vi ayer.

Algún funcionario de policía con mando en plaza esta mañana me ha dicho que lo vio por la televisión y que le pareció desproporcionado.

Por otro lado, en nada de cuanto he escrito se puede leer que la policía disfrute pegando leches. Sólo he dicho las pegaron, que luego, además, no admitieron ni siquiera una palabra y que la gente herida, que la hubo, y por los suelos, fue culpa de la propia policía municipal. Eso lo digo aquí y donde sea.

Por lo demás, no sé dónde está aquí la posible culpa de los fotógrafos. No creo, pues, que se trate de echar balones fuera. Comprenderá usted que nuestro trabajo no es, ni de lejos, ordenar las aglomeraciones.

Estoy completamente de acuerdo en que es muy difícil ordenar eso, pero, de verdad, lo de ayer fue exagerado.

Saludos

ToroAlcarria dijo...

Mi apoyo a todos los fotógrafos que intentan hacer su trabajo con fin de informar y contar un hecho histórico.

No es lo mismo, pero situaciones parecidas se viven en la puerta de entrada de los toreros. ¿Porqué no organizais un día de cámaras taurinas caidas?

Alpada dijo...

Mi apoyo total a todos los profesionales que hacen su trabajo dentro del toro, de una manera u otra. Y más si lo que se quiere es informar.
No serán antitaurinos camuflados...
Saludos.

Moe de Triana dijo...

Los fotógrafos siempre molestamos, en Semana Santa, en una salida por la Puerta Grande, en una Feria, en donde sea. Eso sí, luego todo el mundo quiere ver fotos y algunos después de decirte de todo y criticarte va y te pide alguna, con dos cojones.

Que te voy a contar que tú no sepas, que como decimos aquí en el sur, no puesé.

Anónimo dijo...

Hola Juan,
Completamente de acuerdo en todo. Incluso con Paloma. En cuanto sé que hay puerta grande me da mal rollo. Hace un par de años, con José Tomás, acabé por los suelos en la misma puerta y la muchedumbre me pasó por encima. Por un momento pensé que moría aplastado y asfixiado. Parece exagerado, pero es cierto. Y fue un policía quien me derribó con un empujón. Las pocas veces que he estado en una puerta grande, los agentes han creado más peligro que seguridad. No digo yo que disfruten haciéndolo así, pero que hacerlo mejor tampoco cuesta tanto. La verdad es que esa autoridad de la plaza debería tomar nota. Por la seguridad de todos y para respetar a los aficionados y a los periodistas que intentamos hacer nuestro trabajo.
Antonio H